GASTROENTERITIS Y DIABETES VIVIENDO SOL@

1
GASTROENTERITIS Y DIABETES VIVIENDO SOL@

Hoy vengo a contaros mi última experiencia con una hermosa gastroenteritis del viernes.

Cuando tienes, tu o alguien de tu familia, una gastroenteritis las prioridades son claras: mantener la hidratación, mantenerte cerca de un baño o una palangana e intentar descansar entre sentimiento de que te vas al otro barrio en breve.

Si tienes diabetes y te acabas de poner un bolo para el desayuno que has vomitado, la cosa empieza divertida un viernes por la mañana. Este ha sido mi caso.

Después de una semana fuera de casa por trabajo, trabajando un festivo me cojo el viernes a cambio para intentar poner orden en casa y oye, pues disfrutar¡¡¡. Qué gran error, el jueves a las 23h cuando llegué a casa no sabía lo que me esperaba este hermoso fin de semana.

El viernes me levanté cansada pero como siempre a las 8 tomé mi desayuno con un prebolo de media hora para ajustar el pico de desayuno. Cuando ya veo que la flecha de tendencia de mi sensor cambia empiezo a comer y tengo que decir que disfruté ese colacao con galletas, es decir, un señor bolo para mi diabetes. La sorpresa fue el tremendo dolor de cabeza repentino y acto seguido mi recuerdo es ir vomitar al baño a velocidad de Rayo Macqueen.

Siempre explico que yo soy una de esas personas que vomitar es como mínimo, morir. Me cuesta muchísimo y lo paso fatal, se me caen los lagrimones por las mejillas y bueno pues ya sabéis.. horrible¡¡¡

En ese momento debo reconocer que no entré en pánico ni mucho menos, pensé que era algo en mal estado y siempre después me siento mejor. Pero al cabo de un rato (entonces sí empecé a preocuparme) no me encontraba mejor, más bien lo contrario.

Sentadita en mi sofá recuperándome del trauma de vomitar, suena la alarma de mi sensor (tengo que calibrar pensé)..ahh nooo que era una hipo galopante. Con medio cerebro activo te da poco a pensar la verdad.

Mejor tomar las decisiones cuando se piensa con claridad. No esperes al último momento.

¿Qué haríais vosotros estando solos en casa con ganas de solo sentaros a dormir? Lo primero, paré mi bomba aunque sabía que ella sola se pararía. Sabía que a las 2h saltaría al modo manual (uso una 670G) con lo que reanudaría la infusión de insulina. Podría haber tomado la opción de quitármela pero si por un casual necesitaba insulina ( y en esto solo me ha quedado confiar en mi sensor de glucemia) podría con un botón reanudar la infusión y ella sola intentaría corregir la posible hiper glucemia.

Pues entre todas las opciones y después de un rato en hipo fui al encuentro de mi amigoenemigo: el Glucagón. La culpable de tener a este amigoenemigo siempre en la nevera desde que la conozco es mi Rosa tengo que decir. Con anterioridad nunca me hubiera ni siquiera planteado abrazarlo como lo he hecho este fin de semana.

Nunca he usado glucagón (a pesar de que en muchas ocasiones lo necesité) por pánico escénico total. Ahora que he madurado en mi diabetes puedo usarlo, pensé firmemente.

Algo muy obvio es la tremenda aguja que trae, mi idea era usar una jeringuilla que tenía con una aguja más pequeña para usar minidosis de glucagón. Bueno como la ley de murphy, la aguja que resultó que tenía no era más pequeña que la aguja del propio glucagón¡¡¡¡¡.

aguja del glucagón
Comparativa aguja de 12mm (la única que tenía) y la del glucagón

Mi intento a ponerlo fracasó estrepitosamente la primera aproximación, el pánico a esa agujota en la tripa. Solo llegué a picar y al ver que no se introducía marcha atrás mental y física: intento fallido número 1.

En esos momento cojo el teléfono, el apoyo en estos momento emocional es como respirar, mi Evuchi está al otro lado dándome ánimos y me sugiere la pierna.

Allá voy, segundo intento, a la pata de jamón, creo que de la ansiedad ya me estaba subiendo la glucosa, me hubiese ahorrado el pinchazo¡¡¡. Cuál banderilla sin mirar atrás. Siempre he dicho que cuanto más pienses menos haces y oye, era el momento de aplicarlo. Lagrimones de nervios, ansiedad, de odio a la mierda de la p%6& diabetes y oye, por qué no, puestos a odiar, a los fabricantes por hacer esta castaña de producto en lugar de otro tipo de administración.

Después de eso, reanudo mi bomba y me quedé dormida.

Desperté a eso de la 18h de la tarde con una glucemia estable a cargo de mi bomba de insulina 670G, que debo reconocer hizo un grandísimo trabajo y por un milagro sin darme el coñazo con alarmas. Como no puedo fiarme al 100% del sensor todavía que une a la bomba llevo temporalmente un Dexcom G6 que parece también estaba en las últimas también (ya sabéis ley de Murphy)

gráfica dexcom g6 con gastroenteritis
Mi fin de semana de gastroenteritis. Pequeña subida por ansiedad antes glucagón y subida por el propio glucagón.

Después de un día zombi, sin apenas hidratación y despertarme con un dolor de cabeza peor al que tenía decidí tomarme un suero bebible a sorbitos. El suero, de naranja, ya me tiraba para atrás cosa mala. Como era de esperar a las 02 am todo lo ingerido vuelve inodoro y yo a dormir. En ese momento ya me da igual morirme de hipoglucemia no recuerdo ni ver la glucemia en móvil o en la bomba. No recuerdo ni calibrar, y de seguro lo hice, pues mi bomba a la mañana siguiente tenía datos (el sensor Medtronic necesita calibración cada 12h mínimo en caso contrario deja de mostrar datos de glucemia).

Curiosamente la día siguiente, hoy domingo me levanto con mucha hambre y sin dolor de cabeza, es hora de hidratarse bebiendo a sorbitos suero y agua. Empieza la recuperación con arroz y yogur, que mañana hay que volver al trabajo después de un buen fin de semana divertido.

Este fin de semana he aprendido muchas cosas y sin duda mis recomendaciones para todos los que viváis solos y cómo sobrevivir a una gastroenteritis serían estos:

  1. Ten siempre a mano en tu nevera glucagón (parece que nunca lo vas a necesitar pero llegará un día en que desearás tenerlo cerca)
  2. Ten a mano agujas y jeringuillas para usar las mini dosis de glucagón sin temor (agujas subdérmicas de 4 o 6mm). Yo nunca he usado agujas que no sean de rosca para bolis, pero desde luego me haré con caja de agujas pequeñas para jeringuillas para usar en estos casos. Como dice mi amigo Marcello, esto debe estar en todo kit del MacGiver diabético.
  3. Mantén tu teléfono con batería y a tus amigos más cerca. El apoyo moral es indispensable. Desde aquí un besote a mi Evuchi.
  4. Ten en tu despensa suero fisiológico, lo hay en polvo o en bebida ya preparadas. Yo tengo en polvo para mejor almacenamiento, te aconsejo que sea sin sabor (el mío, de naranja, casi me dieron arcadas cuando lo olía).
  5. Mejor glucemias de 200 que 20. Si dudas mejor quedarte más alto que ir a la baja. Ten en cuenta que después de la gastro te costará asimilar alimentos pudiendo, como en mi caso ,desayunar un domingo sin bolo, leche y galletas.
  6. Mantén la prudencia después, no te pases aunque tengas muchas hambre. Dieta blanda, fruta, y alimentos que ayuden a la flora intestinal a recuperarse. Unos días de recuperación son necesarios aunque tengas hambre mejor moderación y dividir ingestas.
  7. No dudes en llamar a urgencias cuando notes que no podrás controlar la situación. El servicio de urgencias te puede guiar en pasos como ponerte el glucagón o qué hacer hasta que lleguen, te acompañarán ante cualquier situación.
  8. Usar un MCG y mi bomba en esta situación ha sido milagroso. Con anterioridad he tenido otra gastro con mi DIY PA que simplemente hace que te olvides de la diabetes. No tener que lidiar con un agente extra como la diabetes es una losa menos pesada con una gastroenteritis.
  9. Si eres como yo, y no tienes nada en casa almacenado de comida o bebidas, no sufras hay servicios que te traen a casa de todo y en el peor de los casos todo pasará en 2-3 días. Eso sí almacena por ejemplo en casa miel (que tiene mayor plazo de conservación), arroz (que puedes usar para dieta blanda) y los ya mencionados sueros o bebidas azucaradas (frías de la nevera a sorbitos es buen sistema para mantener glucemias con gastros si las toleras).
  10. No esperes a último minutos para tomar decisiones. Por ejemplo si vas en caída con glucemia, no esperes a estar muy bajo para tomar acciones. Tómalas antes para poder usar el plan A y si es necesario el B.

Como punto final este fin de semana me he acordado de la promesa del glucagón inhalado.. ese gran esperado que me da nunca va a aparecer.. que bien me hubiera venido¡¡¡ Me he acordado mucho de ese glucagón al igual que el transdérmico que tan buena pinta tenía y de los cuales no tenemos noticias… ahisss. y yo aquí sufriendo por una aguja del 12mm.¡¡¡¡

Quiero agradecer a todos los que me habéis preguntado, apoyado, ayudado en mi crisis de fin de semana.

  1. Gracias por tu publicación ! Mi niña estaba como tu la semana pasada y solo tiene 4 años. Pero a un momento, pensaba exactamente eso : se le sucedo lo mismo siendo sola …?

LEAVE A REPLY

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.